Nizar Baraka: 2,42 MMDH para hacer frente al déficit de agua en algunas cuencas

El plan de urgencia 2021-2022 para garantizar el suministro de agua potable en las cuencas hidrográficas de Muluya, Um Er Rbia y Tensift, al que se ha asignado un presupuesto de 2,42 mil millones de dírhams (MMDH), tiene como objetivo hacer frente al déficit de agua en estas cuencas, afirmó, el viernes en Rabat, el ministro de Equipamiento y Agua, Nizar Baraka.

Además de esta dotación, se ha programado cerca de 1MMDH para el periodo 2020-2021, precisó Baraka en una entrevista con la MAP.

El ministro señaló que, a pesar de los esfuerzos realizados y del Programa Nacional de Abastecimiento de Agua Potable y Riego 2020-2027, algunas cuencas sufren un déficit de agua, entre ellas la cuenca de Muluya (Uxda y Oriental), señalando que ha registrado un descenso en la tasa de llenado que no supera el 11%.

Esta situación se debe, por un lado, al cambio climático y a la disminución de las precipitaciones y, por otro, al retraso en la aplicación de la estrategia nacional del agua, explicó el ministro, agregando que a finales de 2018 debería estar terminada una planta desalinizadora de agua en Saidia, para garantizar el suministro de agua a la población de Nador Driuch y Saidia.